jueves, 6 de enero de 2011

Chillán y los héroes anónimos...los que me interesan.....



...Nos aferramos a las piezas de museo, a las calaveras del cementerio como una excusa para entronizar a los que un día fueron los “grandes” de esta tierra, pero que ni siquiera triunfaron en ésta.
Se debe cambiar el “swich”, nuestro pat ...rimonio cultural esta vivo, y no la componen necesariamente las gestas artísticas, militares, la patria o la bandera. Nuestro Patrimonio Cultural no es necesariamente ese famoso listado de chillanejos ilustres que nos enseñaron en la escuela; nuestro Patrimonio Cultural la componen los chillanejos de carne y hueso que unidos definen sus formas sociales y el entorno.
Personalmente prefiero ir al encuentro de los grandes personajes que la historia oficial olvidó y encontrarme en una lozera de Quinchamalí, en un campesino que lloro a su hijo cuando fue al norte a peliar a una guerra que nadie entendió, en los carpinteros que construyeron la Escuela Normal con los verdaderos mandiles; con los curitas de Santo Domingo haciendo proeza con el primer Colegio Particular cuyo nombre era “Carlomagno” pero que no alcanzó a durar más de dos años; en los discursos de despedida en el cementerio del querido doctor Sepúlveda Bustos; en la famosa “regenta de casa de huifa” que tuvo Chillán en los 1900 y que construyo un gran mausoleo para su descanso eterno al lado de dos famosas tumbas de antiguas familias chillanejas, para escándolo de la época en medio de una incómoda siesta provinciana.
Hoy la trama histórica no está dormida en los libros, nuestro patrimonio esta latiendo en las esquinas, en los recuerdos, es tarea de los chillanejos, sacar el polvo del olvido e ir en busca de los personajes que la historia olvidó.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada