sábado, 3 de julio de 2010

Teatro Municipal Chillán / Antiguo

Texto: Máximo Beltrán

No existe una fuente escrita que nos hable de este espacio cultural del fines del s. XIX y la cuarta parte del s. XX, estamos hablando de un centro de la vida social de Chillán que se reunía en este espacio a ver teatro, opera, zarzuelas, compañias musicales y ya en el s. XX los comienzos del cine.
Estamos hablando de historias que nunca serán escritas o contadas, donde solo está el recuerdo de su destrucción pero no de su romántica existencia del “cotilleo”; donde pudo más el recuerdo de sus muertos en una noche trágica que las de miles tardes bellas de esparcimiento donde muchas veces fue la antesala para los bailes de la sociedad chillaneja del 1890.
Ubicado antiguamente donde ahora está la “Casa del Deporte”, 5 de abril altura 550; llegó a su fin la noche del 24 de enero de 1939. Emplazado actualmente en la esquina de 18 de septiembre esq. Constitución desde 1941, fecha de inicio de su actual construcción que todavía no ha llegado a su concreción. Algo inusual o quizás “inaudito”…




Comentario Facebook CHILLAN / Antiguo
Fuente Fotográfica: Máximo Beltrán y Facebook Chillán Antiguo

*Este es un modelo arquitectónico (primera foto)diferente al que cayó para el terremoto del 39,el que tenia líneas mas rectas y era mas alto con una marquesina mucho mas sobresaliente sin pilares. Esta construcción de la foto es mas afrancesada en sus detalles neoclacisistas. (Juan Ignacio Basterrica)

*Tienes razón Ignacio, yo la subí, porque está en un catálogo fotográfico del 28, y dice teatro chillán...¿? lo mismo ocurre con la Estación de ferrocarriles, la de 1900 no encaja con las del 28... y también esta en un catálogo fotográfico de época....¿?..pero como nadie puede viajar al pasado..."todavía"...la duda la dejaremos en veremos...Aunque yo creo…que es el teatro de la época; la fuente no amerita duda...yo creo que antes del terremoto le hicieron un maquillaje modernista, no creo que lo hayan construido de nuevo, porque si fuera así, no se habría caído para el terremoto del 39. El Chillán neoclásico del 1890, cambio radicalmente en el 1925 al 1935 con las nuevas corrientes arquitectónicas; me estoy dando cuenta al enfrentar esta fotografia y varias más con sus homólogas...(Máximo Beltrán)

*Así lo pienso también, y respecto de este teatro sin duda hubo maquillaje y transformaciones. (Juan Ignacio Basterrica)

*La cagaron.....(amerita esta palabra....) (Máximo Beltrán)

*Sin duda,y con letras mayusculas. (Juan Ignacio Basterrica)

*La otra fotografía del teatro corresponde a un edificio de características Art Deco, lenguaje que llegó a Chile aproximadamente hacia 1925 y que tuvo mucho auge durante el primer gobierno de Ibáñez. Quizás por esa época se remodeló, ya que las antiguas salas de teatro se modificaron para convertirse también en salas de cine. (Rodrigo Vera Manríquez)

*Concuerdo absolutamente con Rodrigo. El teatro municipal fue en la época adecuado como sala de exhibicion de cine. Cuando el cine llego a Chile tuvo bastante éxito, de hecho un bistío paterno el abogado don Aurelio Valenzuela Basterrica fue el mas importante empresario teatral y de exhibición de películas, tanto así que poseía en Santiago un circuito con los mas importantes teatros, el Septiembre, y el Carrera, el que mandó a construir con los planos del arquitecto MoncKeber y con los murales diseñados por A. Lattanzi. Lo que demuestra este nuevo para la época, auge cultural cinematográfico. (Juan Ignacio Basterrica)

*Sería efectivo que al derrumbarse en el terremoto del 39 la sangre de los difuntos corría por calle 5 de Abril? (Verónica Soledad Peña Cofré)

*Para el terromoto de 1939 la cornisa que aparece se derrumbo y mato a muchas personas, varios de los que quedaron atrapados dentro del teatro se salvaron ya que no pudieron salir a la calle… (Alberto Cabrera)

*Esa noche se exhibía la comedia Rey sin corona de Joe Brown,en beneficio del Cuerpo de Bomberos. El teatro que según se decía tenia un diseño de distribución pésimo para las evacuaciones de emergencia y además mal construido, dio esa noche fe de estas deficiencias. En efecto durante el terremoto cayó primero el sector del foyer y la marquesina, para luego venirse abajo totalmente, quedando atrapados en los escombros y fallecidos la totalidad de los asistentes, que bordeaban las 300 personas. Sin duda un trágico fin para todos los espectadores. (Juan Ignacio Basterrica)

*Este edificio, por las líneas arquitectónicas corresponde a la fecha de reciente construcción, es de suponer que le hicieron un maquillaje modernista al antiguo teatro de corte más clásico; porque no se entiende entonces porque se cayo para el terremoto del 39 figurando por la foto de corte moderno, al igual que el edificio Los Cuyanos de la familia Cusacovich del frente de la plaza. (Máximo Beltrán)

*Yo creo lo mismo, sufrió una transformación poco afortunada, sin duda perdió la prestancia de su primitiva forma. Quien sabe si estas transformaciones lo debilitaron más. Es un hecho que la marquesina fue la que cayó primero y desencadenó el derrumbe definitivo. Que lastima por las 300 victimas y por el desafortunado "arreglo". Varias décadas después pase mi niñez en la casa de mis abuelos mientras estudiaba en el Colegio P. Hurtado. La casa daba a los pies del antiguo teatro por I.Riquelme , hoy ocupada por Inacap. Tenia a unos vecinos con quienes jugábamos de niños, los Merino de Bonadonna. En la parte trasera de su casa todavía quedaban desde ese tiempo algunos metros de escombros, y a los mas pequeños varias veces los sorprendía escabando y jugando, para mi sorpresa con algunas tibias y restos de perone de algún infortunado asistente, que nunca volvió de esa gala trágica. (Juan Ignacio Basterrica)

*El antiguo Teatro Municipal estaba ubicado en el lugar exacto donde hoy esta la Casa del Deporte, en calle 5 de Abril. (cuarta foto)(Máximo Beltrán)

1 comentario:

  1. ...(el teatro de Chillán, duerme por decenas de años, especificamente desde 1942, año en que sus faenas pararon, por falta de recursos, ese es el contexto del comentario desarrollados por el sr. Marco Aurelio Reyes.).....nota del Blog

    Marco Aurelio Reyes
    Decano Facultad de Educación UBB

    Ante el anhelado proyecto del Teatro Municipal de Chillán, que esperamos se concrete en el mediano plazo, debemos precisar algunos aspectos.

    Lo primero es que bienes y cosas deben merecerse para operacionalizar el viejo aforismo: “la necesidad crea el órgano”, y no al revés. No basta “tener ganas de un majestuoso Teatro Municipal”, sino que primero es crear masa crítica, espectadores frecuentes, público incondicional, que procreen el Teatro. No sabemos que acontecerá, porque “la operatividad de un teatro depende de un buen plan operativo: prever cómo tiene que sobrevivir y en esto entrar el equipo que trabajará, la gente que asistirá a las funciones y la infraestructura que albergue los espectáculos” (Arnoldo Weber, gestor del proyecto).

    Es decir, Chillán deberá merecer el teatro en un proceso de “creación de audiencias”. De no ser así, corremos el peligro de contar con un nuevo “elefante blanco”, como el Parque Las Toscas o el bulevar Arauco, que jamás han cumplido con los objetivos trazados. Hagamos nuestro proyecto sin mirar al lado: Concepción o Talca, no vale la pena.

    Pienso que en el proyecto original posterremoto del ‘39, en la década de 1940, se tenía en mente que esa monumentalidad no podía ser derrumbada ni por otra hecatombe sísmica, ya que su aforo no correspondía a la realidad chillaneja que se reconstruía a tropezones. Recién pude conocer en sus fauces este “esqueleto de fierro y cemento”, por invitación de LA DISCUSIÓN, quedando tan impresionado por su dimensión, que imaginaba iluminado a Giorno, estar en el Municipal de Santiago o en el Colón bonaerense, sin exageración alguna. Se construyó casi con el mismo sentido espiritual de las catedrales medievales: lo más alto posible para llegar a Dios.

    Según la historia chillaneja del siglo XX, jamás existió, pero se concibió un teatro de tal dignidad, a pesar de la creciente emergencia artística. De hecho, la tradición teatral zarzuelística nace en las “bodegas de frutos del país de la estación”.

    Durante la hecatombre del ‘39, la mayor desgracia ocurre en el Teatro Municipal muy ligado a Otto Schaefer, en lo que hoy es la Casa del Deporte y ayer Casa del Arte.

    El proyecto de un teatro para Chillán permaneció inmanente durante el siglo XX. Con altas y olvidos, como el gobierno de Aylwin, en que el doctor Héctor Garay encabezó una cruzada que no llegó a buen puerto.

    Después, el teatro vuelve al olvido, salvo esporádicos intentos por aparecer, vivió, como en eventos excepcionales con la presentación del eximio pianista Roberto Bravo, entre sillas colegiales, piedras huevillo y el confort de un refrigerador.

    Escarbando en la obra del gran arquitecto de raíces en San Nicolás, Josué Simith Solar, diseñador, entre otras obras, del Hotel Carrera, del Ministerio de Hacienda, del Club Hípico, del frontis sur de La Moneda, de la Universidad Santa María en Valparaíso, etcétera; descubrí que antes de morir en 1938, sentía amargura de no haber obtenido dos obras arquitectónicas: el Club de la Unión de Santiago y el Teatro de Chillán ¿Podrá lograrlo mañana, espiritualmente?

    ResponderEliminar